Translate

sábado, 27 de enero de 2018

CRITICANDO QUE ES GERUNDIO: TRES ANUNCIOS A LAS AFUERAS



  • Título Original: Three Billboards Outside Ebbing, Missouri
  • Año: 2017
  • País: Reino Unido
  • Dirección: Martin McDonagh
  • Guión: Martin McDonagh
  • Música: Carter Burwell
  • Fotografía: Ben Davis
  • Reparto: Frances McDormand, Woody Harrelson, Sam Rockwell, Caleb Landry Jones, Lucas Hedges, Peter Dinklage
  • Productora:  Blueprint Pictures/ Fox Searchlight
  • Género: Thriller/ Drama/ Comedia/ Comedia Negra
  • Sinopsis: Mildred Hayes, una mujer de 50 años cuya hija ha sido asesinada, decide iniciar por su cuenta una guerra contra la policía de su pueblo al considerar que no hacen lo suficiente para resolver el caso y hacer justicia. 


El director Martin McDonagh, director de un peliculón cómo el que para mi es Siete Psicópatas, nos trae esta película, reciente ganadora de 4 Globos De Oro, que hoy nos ocupa. La película utiliza de macguffin los tres carteles que dan lugar al título, los cuáles nuestra protagonista usa para protestar la violación y asesinato de su hija y el caso omiso por parte de la policía local. Y hasta aquí puedo leer, lo mejor es que vayáis a verla lo más vírgenes posible, porque así disfrutaréis más de ella... 


``Tres Anuncios En Las Afueras´´ ha conseguido hacer un recorrido por el lado más violento y furioso de todos nosotros. Todo lo que sucede después de la creación de los carteles podría deprimir hasta al más optimista: suicidios, incendios, agresiones físicas y verbales, desfiguramientos faciales... Pero si en la cinta no todo es tristeza, es debido a que el director Martin McDonagh incorpora al relato de forma sorprendente (y sin resultar nada forzado) generosas dosis de humor: que van desde la comedia negra al ``slapstick´´ más tontorrón, y haciéndonos empatizar con cada uno de sus dañados personajes. McDonagh ha hecho de su película un afilado cuchillo en el que estar hurgando constantemente en la sangrante herida, que funciona como un brutal retrato de la América Profunda y de su en ocasiones pésima resolución de los crímenes.


Todo el reparto está excelente y hace que su guión sea aún más bueno de lo que es. Los personajes no son nada arquetípicos: la cinta huye de buenos, malos y lágrimas: todos tienen su razón de ser y una profundidad poco frecuente en estas películas. Desde la protagonista, Mildred, presentada como una mujer ruda y fuerte (y no es nada equívoco) pero que a su vez es gratamente adorable y tierna. Gracias a la tremenda actuación de Frances McDormand esta historia de los pueblerinos de Ebbing, Missouri es una montaña rusa de emociones: es una mujer real, de nuestro mundo, cuándo ella siente odio, nosotros lo sentimos, ella llora desconsoladamente cuándo nosotros mismos lo hacemos y se alegra de la misma manera que nosotros. Todos los premios que reciba esta actriz son merecidísimos. 

Qué diablos, si hasta esa especie de villano caricaturesco que es el personaje el espléndido Sam Rockwell resulta ser un trozo de pan. Es un policía racista, paleto, sin pelos en la lengua y con mucha ira contenida que terminará desembocando en varios de los momentos más divertidos y violentos del metraje. Este personaje, al igual que los demás, sufre una tremenda evolución a lo largo de los 112 minutos que dura la película pasando de ser un estereotipo de policía patoso malvado a ser un individuo mucho más humano de lo que parece. Todo esto es gracias un grandioso trabajo de guión y montaje en el que nada chirría y todos los personajes resultan ser contradictorios: son buenos, a su vez malos, pero sobre todo, personas. Y hay una parte de todos ellos con la que conseguimos identificarnos. 



Y para finalizar este trío de ases, Woody Harrelson saca su faceta más detectivesca para traernos al jefe de policía William Willoughby en una interpretación que sí, es la que menos brilla del triángulo actoral, pero su presencia resplandece con luz propia y nos ofrece una interpretación solvente. Además, estos tres actorazos son arropados por un efectivo y notable elenco de secundarios como son Abbie Cornish, Peter Dinklage y demás caras conocidas.



La fotografía también es otro punto aparte: tiene planos dignos de enmarcar y plasma a la perfección ese aire rural y seco que rebosa su paisaje. La banda sonora también resulta muy buena y hace que nos introduzcamos aún más en el entorno de Missouri. 

Con un sentido del humor amargo y afiladísimo, Martin McDonagh consigue elevar el significado de ``sarcasmo´´ al máximo exponente. Si bien esta palabra significa ``burla sangrienta, ironía mordaz y cruel con que se ofende o maltrata a alguien o algo´´ según el diccionario, el guión es un reflejo del lado menos amable de la sociedad rural que no se deja llevar por el drama de la trama principal, y constantemente se digna a remarcar el absurdo y lo patético que es en algunas ocasiones el ser humano, con diálogos llenos de mala baba soberbios en un libreto casi perfecto. Pero no todo es humor y agresividad, la película nos engaña constantemente y cuándo piensas que ya sabes por dónde van a ir los tiros, recibes un gigante bofetón en la cara que no pararás de recibir hasta que salgan los títulos de créditos. Y es que cuándo te percatas de que en una misma escena se pasa en cuestión de segundos de la comedia más divertida al drama más desgarrador, es cuándo te das cuenta de que estás viendo una cinta digna de admirar.



Nadie es el villano, ni nadie es el héroe, ni siquiera terminamos de averiguar todo lo ocurrió en torno al crimen en el que giran las vallas publicitarias. Porque estas tres vallas resultan ser un retrato del ser humano, de cómo nos comportaríamos en aquella situación, atrayendo nuestros sentimientos más primitivos, descuidando las consecuencias que podrían venir después. 


``Tres Anuncios En Las Afueras´´ es la pulla convertida en película. No termina de ser redonda debido a un pequeño cambio de tono en su mitad final, pero es una cinta digna de ser aclamada con un gran manejo del guión y el montaje a la hora de ahondar en los sentimientos del espectador y con unas actuaciones de aúpa. Ni se os ocurra perdérosla. 





¡Y hasta aquí la entrada de hoy! Espero que os haya gustado, la apoyéis (compartiéndola en las redes sociales y demás bestias) como siempre y me contéis vuestra opinión sobre la cinta en los comentarios sin ninguna vergüenza, ¡que estamos encantados de leeros!. Y si no la habéis visto, ya sabéis que debéis darle vuestro respectivo voto de confianza. Después de toda esta parrafada, solo me queda despedirme ¡Nos vemos!

2 comentarios:

  1. Muchas gracias, por tu trabajo. Intento verla el próximo finde!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Gracias por leer y sobre por pararte a comentar esas amables palabras! ;) Intenta verla cuánto antes, te la recomiendo sin duda y espero que la disfrutes. Un saludo

      Eliminar